icon arrow-down icon arrow-left icon arrow-right icon arrow-up icon bars logo of american-express logo of visa logo of mastercard logo of paypal icon stripe logo of discover icon credit-card icon mail icon facebook icon rss icon google-plus icon instagram icon linkedin icon phone icon pinterest icon play-btn icon add btn icon search icon shopping-cart icon tag icon close little close icon icon trash icon user icon vimeo icon whatsapp icon youtube icon oxxo icon spei icon twitter icon fancy icon grid view icon list icon like icon tumblr logo of diners

¿Qué es una caja de ahorro y cómo funciona?

¿Qué es una caja de ahorro y cómo funciona?

Una forma habitual para ahorrar tu economía familiar o del negocio es a través de la caja de ahorro. A continuación, te decimos qué es y cómo funciona, además de todos sus beneficios y algunas recomendaciones para poder elegir la mejor. 

¿Qué es una caja de ahorro? 

Son una entidad o tipo de asociación que se crea por un grupo de personas, con la finalidad de ahorrar algo por cierta cantidad de tiempo. Asimismo, cada caja se maneja por sus propias políticas.

Deberás asegurar por medio de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV); pues también los bancos cuentan con cajas de ahorro, pero algunas instituciones cobran más intereses que otras por la suma depositada. 

¿Cómo funciona? 

La caja de ahorro funciona de forma periódica; es decir, quincena a quincena se realiza un descuento de nuestra nómina. Esta cantidad va directo a una cuenta especial a la cual podremos tener acceso una vez que se descuente el total de lo pactado para ahorrar.

Además, se puede obtener rendimientos adicionales, como un poco más del dinero ahorrado por cumplir con todos los pagos. 

Por ejemplo, si deseamos ahorrar 12 mil pesos y cada mes nos descuentan mil pesos durante 12 meses. Al terminar el último mes, se nos pagará la cantidad o más, pues depende el tipo de institución en la que tenga mi caja de ahorro para recibir algún rendimiento sobre el dinero ahorrado. 

Aunado a ello, debemos tener claro de forma general que cumplen con las siguientes características: 

  • Tanto las reglas de aportaciones, prestamos, retiros o cualquier movimiento antes, durante o después de finalizar con la caja están estipulados por una serie de reglamentos o estatutos que se firman con la institución financiera. 
  • El monto ahorrado puede equivaler a uno, dos o tres meses de salario a un interés bajo. 
  • Suelen tener multas por no aportar el efectivo mes a mes en caso de tardarse en el pago del ahorro. Asimismo, tienen la opción de descuento domiciliado, que es el descuento directo desde la cuenta de la nómina si la recibes por medio de un banco. 
  • Al final del periodo, los rendimientos pueden variar de acuerdo con las inversiones que se hayan realizado para obtener ganancias por el ahorro. 
  • Cumplen con la normativa ante la CNBV y se pueden consultar como Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo (SCAP, mejor conocidas como cajas de ahorro) o bancos a través de la página de la CONDUSEF.

cajas de ahorro

Entonces, ¿cómo escoger la caja de ahorro? 

Con base en datos de la CONDUSEF, sólo 86 cajas son las autorizadas ante la ley para poder tener una transacción segura del dinero. Esto no quiere decir que una caja de ahorro sea inseguro o malo, más bien se trata de un sector en regulación y es necesario informarse bien antes de invertir nuestro dinero en una no autorizada. Asimismo, una caja autorizada siempre debe:

  • Permitir participar en las decisiones sobre nuestro dinero.
  • Dar voz y voto en asambleas y/o avisos por cambios a realizar. 
  • Mantenernos informados sobre la situación de cómo va el efectivo.
  • Da un certificado de acreditación como socio (sólo en el caso de las SCAP).

Por tanto, para evitar caer en cajas inseguras se tendrá que seguir los siguientes pasos: 

  1. Investigar la seriedad y su antigüedad.
  2. Asegurar y preguntar si la caja cuenta con un fondo de protección del ahorro. Esto nos ayuda a asegurar que el dinero no se pierda. 
  3. No dejarse engañar por publicidad engañosa, como ofrecernos altos rendimientos sin explicar sus tasas u otros indicadores financieros. 
  4. Desconfiar de las que ofrecen como beneficios tasas altísimas. 
  5. Evitar poner todo el dinero en la caja de ahorro. 
  6. Comparar todas las opciones posibles 
  7. Y lo más importante: Leer muy bien el contrato y preguntar cualquier duda, pues esto te ayudará a conocer más sobre cómo ahorrar tu dinero. 

Por tanto, para consultar su certeza, se puede hacer a través del Fideicomiso del Fondo de Supervisión Auxiliar de Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo y de Protección a sus Ahorradores (Foocop), CONDUSEF y la CNBV. 

Diferencias entre un banco y una caja de ahorro

Las diferencias entre un banco y una SCAP reside en aspectos legislativos y jurídicos, o sea, leyes y regulaciones entre una y otra.

Los bancos son sociedades anónimas con ánimo de lucro, y responden a un grupo de personas o accionistas que se reparten los beneficios. 

Las cajas de ahorro, por otra parte, son sociedades limitadas destinadas a realizar labores de apoyo con fines sociales. Por tanto, no tienen propietarios o accionistas privados, sino por gestores o un consejo de administración con presencia pública. Por último, a diferencia de los bancos no cotizan en la bolsa.